La firma australiana Fortescue Future Industries (FFI) adquirió al menos 15 campos en Chubut para la instalación de parques eólicos que generarán energía limpia que abastecerá al proyecto de hidrógeno verde en Río Negro por unos 8.400 millones de dólares, y que generará 6.500 puestos de trabajo, pero en nuestra provincia, si no se firma un decreto, la iniciativa podría derivar en la pérdida de miles de cabezas de ganado ovino.

La empresa habría adquirido campos que irían desde Arroyo Verde siguiendo las líneas de media y alta tensión hasta la zona de Uzcudum.

El desarrollo eólico en la provincia podría impactar negativamente si no se modifica el decreto que prohíbe que la actividad eólica y ovina convivan. Hasta el momento se estima una pérdida de unos 50.000 ovinos en los 15 campos que se vendieron para la instalación de los molinos.

La empresa australiana tiene proyectado instalar unos 3.000 molinos para abastecer a la planta de energía limpia. Chubut podría recibir unos 1.000 y la gran pregunta es cuál será el beneficio para la provincia.

Ricardo Irianni, presidente de la Sociedad Rural del Valle, planteó a EL CHUBUT que el Gobierno provincial debería estar poniendo en discusión cuál será el beneficio para Chubut con la instalación de no menos de 1.000 molinos eólicos para abastecer de energía limpia a la planta de Hidrógeno Verde que se ubicará en Río Negro.

Para el ruralista y ex legislador, la empresa australiana podría subsidiar energía que beneficie al sector productivo e industrial de la provincia.