Lo aseguró el vicegobernador de Chubut tras reunirse en Buenos Aires con el presidente de la Nación, Alberto Fernández. “Tenemos la necesidad de generar herramientas que permitan motivar a empresas a que vengan a trabajar a la Patagonia”, consideró el funcionario.

El vicegobernador pudo dialogar con el presidente de la Nación, Alberto Fernández, y de primera mano mencionar varios casos de ciudades de Chubut, para impulsar un crecimiento conjunto. “Por citar un ejemplo, necesitamos que el parque Industrial de Trelew vuelva a tener el protagonismo que supo tener, y en eso también tenemos que trabajar. Debemos crecer dentro de las regiones, para darle un impulso a todo Chubut”.

“Uno siempre trata de rescatar lo positivo de cada encuentro con funcionarios nacionales. Al margen de los análisis electorales, fue bueno para hacer algunos planteos necesarios para ciudades de la Provincia, y para Chubut en particular. Como mencioné en las últimas horas, hemos solicitado recuperar derechos que fuimos perdiendo, como la Zona Desfavorable, los reembolsos por puertos patagónicos, la tarifa diferencial de combustible. Son medidas que ayudarían muchísimo a que se radiquen más empresas en la región”, explicó.

Sastre admite que “no necesitamos regionalismos, sino crecer en conjunto. No podemos tener paralizado un Parque Industrial como el de Trelew, cuando siempre fue uno de los más importantes que hubo en la región. Comodoro mantiene su economía fluyendo por la actividad petrolera, entre otras alternativas. En Madryn el Turismo es una de las principales industrias y en eso se sigue trabajando. El aluminio es un motor importante, la pesca está en auge. Pero no tenemos por qué conformarnos solo con eso”, explicó.

“Tenemos la necesidad de generar herramientas que permitan motivar a empresas a que vengan a trabajar a la patagonia. Hay cosas que muchos no saben, pero cuando dialogamos con el Presidente, yo citaba de ejemplo, por nombrar algún caso, que el langostino se pesca en nuestras costas, y después quizás compramos en la góndola de un mercado en Madryn el langostino en escabeche o alguna otra variedad, y dice ‘envasado en’ con el nombre de otro país. Entonces por qué no podemos pescar aquí en nuestras costas, y darle valor agregado a lo que se hace en nuestra zona. Hay muchísimas cosas por hacer”.

Impulso conjunto y “valor agregado”

El Vicegobernador recordó que “en su momento nosotros gestionamos desde la intendencia de Madryn la llegada de Exal Group, y esa firma le da valor agregado al aluminio que ya estaba en la ciudad con Aluar, haciendo envases de aerosoles, entre otras cosas. Lo mismo con la fábrica de cajones de pescado que se instaló en Trelew para que no tengan que recibirlos desde otro lado, y poder dar puestos de trabajo en la zona”.

En otro orden, señala que “Madryn hoy atraviesa un momento muy bueno. Los vuelos van y vienen colmados, y con pocas caras de vecinos, o sea que es prácticamente todo turismo. Pero si a pocos kilómetros tenemos una ciudad con un 14% de desocupación, tenemos que trabajar en eso. Nadie va a salvarse solo, tenemos que pensar en conjunto. A Madryn le tiene que seguir yendo bien, como hasta ahora, pero a Trelew le tiene que ir mucho mejor. Y ahí las realidades cambiarán mucho”.

Y agrega que “la mejora en las actividades laborales, benefician al conjunto de una región y una provincia. En una comarca como la del Virch Valdés, imaginen si Trelew recupera su papel de protagonista industrial, cómo se beneficiarían Dolavon, Gaiman, Rawson. A eso hay que apuntar. Quizás el turismo hoy impacta más de lleno, por una cuestión geográfica y natural, en Madryn y Pirámides, como así también en la Cordillera, o en otros escenarios cómo pueden ser Punta Tombo o Plata Unión, pero la meta tiene que ser que todos logren ese crecimiento que nos permita obtener un impulso como Provincia. Los regionalismos nunca fueron buenos, y Chubut necesita de todos”, cerró.