El presidente de la Comuna de Cushamen, Ricardo Millahuala, manifestó la preocupación por “la gran sequía” que hay en esa zona por la falta de precipitaciones y nevadas. “El año pasado para esta fecha teníamos bastante nieve”, recordó en alusión incluso a la emergencia por la que atravesaron porque se habían cortado los accesos por las abundantes nevadas, colapsaron los servicios y hubo una importante mortandad de animales.

Advirtió que la situación es crítica, y que de no haber pronto lluvias y nevadas, en el verano se agravará. Desde la Comuna están acarreando agua a pobladores del campo con el camión y la camioneta de la Comuna a los que se les coloca un tanque para el traslado.

Dentro de la localidad no se presentan inconvenientes con el abastecimiento de agua potable, porque cuentan con una perforación, indicó Millahuala, aunque le ha transmitido a la Dirección General de Servicios Públicos la necesidad de reforzar la toma de agua con una perforación más, para estar prevenidos ante una eventual continuidad de la sequía en la región.

Sostuvo que aún hay aguadas en los campos para que beban los animales. Pero, sugirió que de persistir la falta de lluvias, habrá dificultades. Al IPA le ha solicitado también se encaren perforaciones.

Como dato alarmante, Ricardo Millahuala afirmó que hace varios años que no tenían una sequía tan prolongada, y siempre llovía y nevaba. “Este invierno ha sido fatal; estamos muy mal”, lamentó sin perder la expectativa de algunas precipitaciones que puedan aparecer, para ayudar al crecimiento del pasto parra los animales en los campos.#