La joven Lara Viegas Bordeira es nadadora sarmientina, desde muy chica se inició en la actividad siendo en la actualidad representante del equipo municipal de natación.

Protocolo para natación

Consultada sobre su participación en la elaboración del protocolo de la actividad, explicó “Éramos seis nadadores donde cada uno tenía que esperar en su auto particular con la malla puesta, porque no te podes cambiar en el vestuario. Se asigna un horario de entrada de a uno para no cruzarte con tus compañeros”.

Luego agregó “Al entrar te sacas las zapatillas que traes de la calle y te pones las ojotas, luego alcohol en gel presentando luego una declaración jurada del protocolo. Luego se va a la enfermería, mostras los pies, manos y la cabeza, la enfermera no te toca, siempre con barbijo”.

Continuó explicando, “Fuimos pasando de a uno al cubo asignado, allí hay una silla para dejar el barbijo, ahí antes de entrar a la pileta te ponen alcohol en gel”.

Dejó en claro que en ningún momento se mantiene contacto con otra persona.

“Me sentí muy segura…”

Sobre el trabajo realizado desde el Comité de Crisis señaló, “Me sentí muy segura, porque le tengo mucho miedo al coronavirus. Cuando vi todo el protocolo que tenían preparado, la verdad me gustó mucho”.

En este tema aclaró que el protocolo por el momento no está aprobado, “El equipo somos cinco nadadores y tenemos diez minutos para cambiarnos después de entrenar, para no cruzarnos con el otro equipo, en total somos unos diez chicos”.

Finalmente señaló que este año inició estudios como profesora de educación física en Córdoba, pero que regresó en este tiempo de pandemia, aunque seguirá adelante cerca de la natación.