El funcionario asumió la titularidad de la cartera en noviembre del año pasado. Dejaría el área para ponerse al frente de la Secretaría General de Gobierno. Habría más cambios en la mesa de trabajo del gobernador Arcioni

La del ministerio de Educación de Chubut es una silla eléctrica. No es una novedad. Los numerosos incumplimientos del Ejecutivo para con los docentes y la permanente resistencia de los sindicatos de la Educación a un diálogo fluido con funcionarios chubutenses, la convierten en un área muy díficil de llevar. 

Actualmente, es el ministro Andrés Meiszner quién lleva adelante es responsabilidad. Sin embargo, sus días en el cargo estarían contados, pese a que llegó al puesto en noviembre del año pasado. Meiszner se iría para asumir la Secretaría General de Gobierno en lugar de Carlos Alberto Relly. En Educación quedaría al frente Florencia Perata. 

Además, el subsecretario de coordinación, Sergio De Cicco, podría pasar al área de Modernización del Estado, que dejó vacante Mariana Vega. Los cambios seguirían, en el marco del plan de renovación de Gabinete que planea el gobernador Mariano Arcioni.

Los cambios se darían como respuesta a la ruptura de bloque oficializada la semana pasada, que terminó por develar las internas en el Gobierno chubutense entre los dirigentes que responden a los hermanos Ricardo y Gustavo Sastre y a Adrián Maderna, y aquellos más cercanos al Gobernador.