Los diputados provinciales (mandato cumplido) Blas Meza Evans y Gabriela Dufour presentaron un proyecto de ley en la Legislatura para frenar el pago de la deuda en bonos de Chubut. También proponen que se constituya una comisión de control de la restructuración de la deuda financiera de la provincia.

La situación financiera de Chubut es delicada a tal punto que ni siquiera se puede brindar un cronograma de pago de sueldos para los trabajadores estatales.

En ese marco, los exdiputados del Partido Justicialista (PJ), Blas Meza Evans y Gabriela Dufour, presentaron un proyecto de ley para frenar el pago de la deuda en bonos de Chubut.

“El problema del Chubut no es la pandemia ni se resuelve con barbijos. Parafraseando al ministro de Economía del Gobierno Nacional se puede sostener que: ‘Hoy Chubut no puede pagar nada’. Y agregamos: Chubut no debe pagar nada”, consideraron los legisladores.

“Este proyecto no resuelve todos los problemas que tenemos. Pero lo que es seguro, es que sin paralizar los pagos de la deuda, como decisión inmediata, necesaria y primer paso, de un programa de reestructuración de nuestras finanzas públicas, no podremos encontrar una salida a la crisis provincial con y para todos los chubutenses”, agregaron.

VENCIMIENTOS Y PROPUESTA

Todas las deudas de Chubut son colocación de bonos o títulos garantizados con las regalías petroleras. Sin embargo, la mecánica de pago se estableció mediante la constitución de un fideicomiso donde se depositan parte de las regalías y se acumulan las sumas necesarias para la cancelación de las cuotas de capital e interés. Es por eso que para los diputados, el éxito del proyecto necesita decisión política y capacidad técnica para cumplirlo.

“Esta propuesta se basa en la excepcionalidad de la situación y lo imprevisible de la misma. Nadie pudo prever la pandemia y lo gravoso de la misma. Prueba de ello es que en los prospectos de la emisión de los bonos de deuda no aparece como un factor de riesgo que pudiere ser tenido en cuenta”, afirmaron.

“La fuerza mayor, emergente de la situación imprevisible descripta, exige esfuerzos compartidos entre los acreedores y la Provincia. Asimismo, y en concordancia con la gravedad de la situación, es indispensable pensar en mecanismos de control previo, que garanticen la transparencia de las acciones en el proceso de renegociación de la deuda, y en particular, porque los compromisos que se asuman tendrán impacto en los próximos períodos de gobierno, y requieren el consenso de todas las fuerzas políticas”, subrayaron.

Así, los legisladores proponen la conformación de una Comisión de Control de la Restructuración de la Deuda Financiera de la Provincia de Chubut, que tendrá a su cargo el seguimiento y autorización previa de los acuerdos que se celebren con la Asamblea de Acreedores prevista en los prospectos de los contratos de emisión de los Títulos de Deuda incluidos en el artículo 1° de la Ley. La misma estará constituida por un representante de cada Bloque de la Honorable Legislatura de Chubut al momento de la aprobación de la Ley.

“Sin crecimiento no es posible honrar las deudas. Tampoco se puede pagar con el sacrificio de los sectores más vulnerables de nuestra Provincia y menos aun comprometiendo los servicios esenciales que debe garantizar el Estado. En forma inmediata, el Gobierno deberá atender lo previsto en la Constitución Provincial (art 89) y poner en marcha el Consejo Económico y Social que piense un nuevo Chubut, más sustentable, más equitativo”, sostuvieron.

“Los contratos se celebran para cumplirse y ello hace a la buena fe contractual que rige en todos los planos. Es evidente que hoy hay obstáculos insalvables y prioridades esenciales que, de no ser atendidas, ponen en juego la salud, el presente y el futuro de todos los y las chubutenses”, sentenciaron.