La polémica por el lugar de la asunción había dado lugar a una nueva puja entre el Gobierno entrante y el saliente. Tal como ocurrió en 2015, Mauricio Macri había pedido que sea en Casa Rosada. Finalmente, a pedido de Fernández, será en el parlamento

Fin a la polémica. Mauricio Macri pasará los atributos presidenciales a Alberto Fernández en el Congreso de la Nación, tal como había solicitado el presidente electo. Allí, luego de recibir la banda y el bastón, el nuevo jefe de Estado hablará ante los presentes y anunciará algunos lineamientos de su gestión.

“Nosotros decidimos que el que asume elige dónde será. Ellos (por el Frente de Todos) ya eligieron el Congreso, y Mauricio Macri concurrirá”, anunció una alta fuente cercana al jefe del Estado.

Las reuniones en las que se acordó este traspaso fueron dos, y se celebraron en los últimos diez días entre el jefe de Gabinete, Marcos Peña, y Santiago Cafiero, cercano a Fernández y su enviado para ajustar los detalles de la transición.

“Peña y Cafiero están liderando la transición, los dos están muy contentos con el clima que se generó y todo se desarrolla en paz”, indicó otra fuente oficial a la agencia Télam.

“Siempre dijimos que íbamos a respetar el deseo del presidente electo. Quieren hacerlo en el Congreso, y se hará ahí”, agregó la fuente.

Mientras avanzan los preparativos, la agenda para ese 10 de diciembre por ahora establece que Fernández dará en ese lugar su discurso de asunción, que incluirá algunas líneas de su plan de gobierno y varias medidas concretas.

Luego se trasladará a la Casa Rosada donde tomará juramento a todo su gabinete. Concluida esta formalidad, Fernández tiene previsto salir al balcón y hablar a los manifestantes que se hayan congregado en la Plaza de Mayo, si todo se mantiene según los planes preliminares.