El Gobierno y Cambiemos aparecen como las fuerzas más organizadas a 45 días de las primarias. Ambas fuerzas se ven polarizando por la gobernación este año.

Según publica diario El Chubut, las primeras encuestas “frescas” luego de la presentación de listas comenzarán a conocerse esta semana, luego de las mediciones que está haciendo el gobierno. Podría haber un corte, un pequeño adelanto de los números de preferencia electoral que maneja el gobierno, hoy por la noche o mañana. Cambiemos medirá en diez días, cuando falte poco más de un mes para las primarias.

Ambos grupos, en esta etapa pre-electoral, asoman como los grandes contendientes a raíz de la división del peronismo en tres ofertas: Carlos Linares, Gustavo Mac Karthy y Omar Burgoa. Hoy será un día interesante, ya que el gobernador Mariano Arcioni que va por su reelección y el radical Gustavo Menna, postulante a gobernador por Cambiemos, se verán las caras hoy en el aniversario de Esquel. Ambos fueron invitados por el intendente de Esquel, Sergio Ongarato.

Justamente, en un aniversario donde fue visiblemente maltratado, Arcioni acaba de obtener un «buen rendimiento» electoral.

En el acto de Comodoro Rivadavia, el sábado, el Gobernador fue “ninguneado” por las autoridades locales. El intendente Carlos Linares lo mandó a una de las filas de atrás, por detrás incluso de una fila de fotógrafos, no le permitió hablar, ni participar de la entrega de distinciones. Linares es uno de los tres precandidatos a gobernador del peronismo. Y la verdad, con su actitud de escasa factura institucional y política, que podría ser calificada de “berreta” sin temor a equivocaciones, no hizo más que favorecer al Gobernador. “Fue el mejor jefe de campaña de Mariano el fin de semana” decían en el gobierno respecto de Linares.

Arcioni se bancó el maltrato, sonrió, e incluso aplaudió el “pobre discurso” (según voceros oficiales) del intendente y precandidato local. De hecho, cuando comenzó el acto y la gente se daba cuenta de lo que pasaba, comenzaron a llover algunos insultos sobre la humanidad del cacique comodorense. “Un verdadero papelón de Linares”, evaluaron en el gobierno. “Antes del acto, nos pidieron cinco millones de pesos para hacerlo, con el claro objetivo de que les dijésemos que no” confiaron en el círculo íntimo del Gobernador, donde confiaron que le dieron un millón de pesos a Linares para el festejo del aniversario.

Es claro que la pelea en Comodoro, durante la campaña va a ser dura. El hecho de que no se elija intendente en este turno de abril y junio, sino en agosto y octubre, no le quita interés a la contienda. Allí compiten Menna, Arcioni y Linares, los tres de Comodoro. En las PASO de 2017, el candidato más votado fue Gustavo Menna, aunque luego salió segundo del peronista Ricardo Fueyo, que no pudo llegar al Congreso de la Nación. Para este año, la disputa electoral en la Capital del Petróleo será feroz.

Hace bien Linares en estar preocupado. Pero comete un error el “ninguneo” y el trato de barrabravas a un gobernador de la provincia del Chubut. ¿Qué confianza pueden depositar los chubutenses, sobre todo los que hacen gala del voto independiente, en un político que apuesta a las mañas de la “vieja política”? El equipo de Arcioni deberá revisar sus actitudes, aún para enfrentar primero a Gustavo Mac Karthy y Omar Burgoa.